“Jehová es tu guardador; Jehová es tu sombra a tu mano derecha. El sol no te fatigará de día, ni la luna de noche. Jehová te guardará de todo mal;
El guardará tu alma. Jehová guardará tu salida y tu entrada desde ahora y para siempre.” Salmos 121:5-8